martes, 16 de septiembre de 2014

Dedicado a Lilian Pallares

Poema para Lilian:

La niña-concha con la arena.

La chica lista con el corazón de patata.

Nos encontraremos
con las tumbas.

Voces tambor encerradas
en CD de filos plateados.

Las confidencias en la casa 
de ventanas sin lluvia
pinta los ojos
de ultramar-cobalto
llenando un salón,
plantas níqueles
de tímida selva.

Allí, tocar la nube es fácil,
te pones de puntillas
y cierras los ojos.


II

Ella, engendrada
por la primigenia,

la arena llovizna
la piedra moscada

Da un poco de tus ancestros

para seguir el camino.


No hay comentarios:

Publicar un comentario