domingo, 25 de marzo de 2018

El deshielo.

La tristeza adopta múltiples formatos.

Camaleón "Excélsior" que
suda, se contrae, ejerce de poliquístico engranaje
en la estupidez del grano vigoroso
que acaba en la taza
de un café frío de tanto aguardar lo que nunca llega.

Bola de helado de nata, desintegrada mácula
en el plato de Arcoroc.
Con el reflejo en la cucharilla postrera.

De la tristeza hecha líquida.
Del músculo del brazo que la sostiene.
Flácido ante la pesa.
Pesadumbre, café helado y el espejismo
de la tristeza metal o cerámica
que múltiples adopta
en el cristalino de los ojos.

En la posibilidad y en la imposibilidad.
De tanto aguardar lo que nunca llega.
Y nos mata con lentitud.

Ll.Ll.







No hay comentarios:

Publicar un comentario