domingo, 25 de octubre de 2015

Salmo para dar fuerza a la guerrera.

Te veo en el ayer
con el descanso dominical
mientras los cigarros humeantes
nadan dentro del café
como ballenas dormidas.

En Edimburgo hace frío,
lo veo en el témpano
del reflejo en tus ojos, Gloria,
lágrimas de pollo
y vino dulce de naranja
en el ayer
te veo
en Sevilla bicicleta, capital de barrio.


No hay comentarios:

Publicar un comentario