lunes, 27 de octubre de 2014

Sin título.

I

Por favor, déjeme
quedarme una hora más.

¿Me da permiso
para ir al baile?

II

Tengo una relación homosexual

con la Muerte,
mujerzuela de melena exuberante
goza al lamer labios 
y pezones.

Zarzas de esparraguera
que he ido espina a espina extrayendo
en los últimos años.

Muerte, que me has besado en la boca
deja hacer acoso sexual
a mi existencia,
lleguemos al entendimiento
que un día u otro, ganarás el pulso
y tendrás todo mi cuerpo,
sometido a tu lujuria.

Quédate ahora quieta,
te dejo cuando duerma
mirar mi desnudez
sentada en el rellano
de mis paranoias.

Entonces me follarás entera,
te beberás mi sangre,
y taponarás mi boca con el desierto.

Muerte
que permití en el ayer 
que perpetraras con tu mano por mi sexo;
pero, ahora todo es distinto.

Siento el frío de la mañana,
me canso al subir las escaleras.

¡Soy mortal!
Y tengo tantas ganas de amar,
que aunque sepa que vives encelada
te pido cada noche
que me dejes un rato más,
que me dejes ir al baile,
mañana.







No hay comentarios:

Publicar un comentario