lunes, 28 de octubre de 2013

LITTLE LOISE LINE APRENDE A SOÑAR GRACIAS A JERRY TON TON

Little Loise Line con los ojos  irritados por el polen pimienta
estaba cabizbaja
en una parada de autocar.

La reprimenda de su familia
había sido gastronómica:
Una semana sin postre.

Little Loise Line tenía la mala costumbre de abrir la jaula,
varios canarios habían escapado
y la última por prevección la habían colgado en el techo.

Pero ella curiosa se ingenió una escalinata con cajas de detergente y galletas
y acabó la inocente ave en sus manitas huesudas.

La lavó, peinó e incluso le puso un vestido rosa.
 A la hora el pajarito moría...

¡De repente!

Little Loise Line
fue despertada de su trance
por un bullicio ensordecedor
a lo lejos el esperpento Jerry Ton Ton
arrastraba con una cuerda
un deforme animal.

Gangoso con unos pies
más grandes que su cerebro
había levantado una polvareda inmensa
que acrecentó la pena de su mirada.

Jerry Ton Ton se detuvo en seco y  le preguntó:

-¿Little Loise Line qué te ocurre aquí tan lejos de todos?

Loise,respondió:

-Quiero una mascota....

Jerry Ton Ton empezó a burlarse:

-Te  has cargado otro pájaro,te pega esa faceta de asesina en serie,
mira yo tengo un perro policía...

-Un perro...Jajaja si es un dinosaurio de plástico,sucio,
lleno de chinchetas y tinta.

-No es un can...Cierra los ojos bien fuerte y dame tus dedos de bruja.

Jerry Ton Ton prendió la mano-pluma de la niña
y deslizándola sobre el lomo de su muñeco mudo,emitió sonidos semejantes
a los de un cachorro.
Ella sonrió de oreja a oreja,sintiendo su histrionismo convertido en magia,cariño y ternura.
-Qué ves ahora.
 Little Loise Line llorando de emoción ,le dijo:
-Ya eres un mago lo has conseguido. 
Cada lágrima de su cara se convertía en una mariquita coqueta de puntos negros.

Ambos de mutuo acuerdo descubrieron que a veces las cosas no son lo que parecen, que la imaginación
puede salvarnos del tedio , él noble partió su dinosaurio de fieltro y le ató un cordel sacado de su bolsillo.

-Oye Little Loise Line ,esto no ha pasado nunca...







No hay comentarios:

Publicar un comentario